martes, 31 de enero de 2012

INFORME RATTENBACH: CRISTINA FERNANDEZ WILHELM ENTREGUISTA DE NUESTRA PATRIA



La decisión presidencial de abrir los archivos secretos del informe Rattenbach, sobre las responsabilidades de las Fuerzas Armadas Argentinas en la Guerra de las Malvinas, parece inspirado por Primer Ministro Británico David Cameron. Es precisamente cuando el premier británico intenta capitalizar el nacionalismo propio, resucitando el recuerdo de la guerra, con belicosas declaraciones junto a los Kelpers, que a la Presidente se le ocurre destapar el informe Rattenbach.
¿Hay un acuerdo diplomático?
Los principales responsables de aquel trágico error político y estratégico ya han muerto y fueron juzgados, pero muchos de los héroes argentinos que sobrevivieron a la guerra, cumpliendo el juramento patriótico de defender nuestra bandera celeste y blanca hasta perder la vida, son los que van a sufrir la persecución ideológica.
Pero mientras la Presidente alienta más persecuciones políticas sobre nuestros compatriotas, se olvido de los soldados argentinos que se habían entregado como prisioneros y fueron asesinados a tiros por tropas británicas en Mount Longdon, o de otros que estallaron cuando fueron obligados a caminar sobre los campos minados en Pradera del Ganso. Estos crímenes de guerra fueron reconocidos por Scotland Yard después de una investigación y tapados bajo la presión de militares británicos, que mancharon el honor de sus tropas, que debemos reconocer, que en gran parte de la guerra se comportaron caballerescamente.
El Cabo Vincent Brandley, veterano británico de la batalla de Mont Longdon, declaró: “de repente escuchamos gritar, “mamá, mamá”, un tiro a lo lejos y vimos caer a un Argie desde los acantilados. Los gritos continuaron y entonces tratamos de treparnos para ver qué pasaba, cuando vimos caer a otro argentino. Continúa Brandley su relato: “Varios de nosotros corrimos al área donde se encontraba. Debajo del acantilado un grupo de nuestros soldados enterraba a los Argies, que habían sido centralizados para ese propósito”.
Fueron tropas del 3 Batallón de Paracaidistas Británicos, bajo las ordenes del Teniente Coronel Hew Pike, después ascendido a general, quienes cometieron con alevosía este atroz crimen de guerra, que mancha la honra de este glorioso regimiento y de su entonces jefe.
El soldado argentino Roberto Alarcón, veterano del combate “la Pradera del Ganso”, dijo: muchos fuimos obligados por los ingleses a trasladar municiones, vimos con nuestros propios ojos cómo algunos asoldados eran despedazados cuando las municiones explotaban”. Hombres del 2do. Batallón de Paracaidistas Británicos bajo la orden del Mayor Chris Keeble, fueron quienes cometieron este cruel e innecesario asesinato, que también revuelca el honor de esta histórica unidad.
Pero hay más.
El Cabo argentino José Carrizo, ya prisionero, fue obligado a arrodillarse luego golpeado por dos ingleses y después ametrallado.
“Nos obligaron a caminar por campos minados. Los cuerpos de los soldados argentinos ejecutados fueron puestos en bolsas...”, dijo el Soldado Argentino Luis Alberto Gómez, prisionero de los británicos.” (Clarín, 6 de febrero de 1994, págs. 2 y 3). También un C130 de la FAA, ya derribado sobre el Atlántico, fue ametrallado, muriendo toda su tripulación por un Sea Harrier de la Armada Británica.
Parece que para la Presidente estos muchachos de diecinueve años, no tenían derechos humanos, es que en su gobierno los únicos que parecen tenerlos son los terroristas, los narcotraficantes, los delincuentes y los políticos corruptos y algunos militares británicos sádicos.
La Presidente, que el año anterior al actual permitió que en una fiesta patria se reemplazara el sol de nuestra bandera por un pañuelo blanco, símbolo del ataque de los países comunistas a nuestra patria, es quien quiere disimular con la reapertura y la profundización de la persecución contra quienes defendieron por deber a Argentina, el ajuste que deberá hacer indefectiblemente en la economía, para no caer en la hiperinflación irresponsable que lo derribó a Alfonsín. ¡Qué coincidencia con los motivos de Cameron!
No fueron los pañuelos blancos los que incitaron a la Junta Militar a decidir la reconquista de las Malvinas. Fue un cúmulo de hechos, un nacionalismo que tapo la lógica y malas apreciaciones, por las que fueron responsables sus miembros y el Canciller.
En parte fue la concentración y la amenaza de paro de la CGT el motivo que coadyuvo a la trágica decisión, pero debemos reconocer que fue esta institución la CGT, la que una vez desatada la guerra, acompañó con sus dirigentes a los diplomáticos de aquel gobierno a buscar apoyo internacional, cuando casi todos los partidos políticos incluyendo a la UCR y al PJ se negaron a hacerlo, ignorando que más allá del trágico e irresponsable error, la Nación estaba en guerra por una causa justa y con el apoyo de la gran mayoría del pueblo argentino.
El gobierno del Frente para la Victoria es funcional a la demagogia de David Cameron y está actuando contra los intereses nacionales, pero es precisamente en eso en lo que coinciden este gobierno y el de Cameron. Este último para tapar las medidas que debe tomar para superar la crisis económica de de la Unión Europea, la Presidente para desviar la atención sobre la nuestra.
El Primer Ministro Cameron programa para el 14 de junio, día del aniversario del triunfo de la invasión británica, un desfile donde se exhibirán trofeos tomados a las tropas argentinas, y el gobierno supuestamente argentino, termina de regalarle el más importante de ellos, el informe secreto Rattenbach, no sobre nuestros héroes, sino sobre las miserias inevitables que tiene toda guerra y para ello invoca a instituciones supuestamente defensoras de los derechos humanos, que además le han robado al pueblo argentino, de acuerdo a las declaraciones de uno de sus miembros. El gobierno británico ha condecorado y honrado a sus militares que combatieron en Malvinas. El Gobierno Argentino los tiene presos u olvidados.
Cabe recordarle al Primer Ministro Cameron, ya que se cree Guillermo el Conquistador, que no es conveniente echar leña al fuego sobre un tema tan irritante como el de Malvinas y ya que quiere dar el desfile de la victoria, que no se olvide de acompañar los trofeos, con la mención de los soldados argentinos asesinados sádica e inútilmente por sus batallones de paracaidistas y por un Sea Harrier de la Armada Real y a su virtual aliada la Presidente Kirchner, que aquí tiene la oportunidad de hacer realmente justicia, defendiendo los derechos humanos de nuestros soldados asesinados impunemente, siendo prisioneros.

HOMENAJE

En honor al Capitán de Fragata Pedro Edgardo Giachino (AA), el Teniente Jorge Ibarlucea (FAA), Teniente Roberto Esteves (EA), Sargento Cisneros (EA) y a todos los muertos en combate. En reconocimiento a todos los otros héroes argentinos presos políticos de este gobierno, como el Coronel Horacio Losito (EA), el Almirante Carlos A. Buser (AA) y a todos quienes combatieron con valor, en la guerra de Malvinas.


Por Carlos E. Viana para el Informador Público  

Teniente Jorge Ibarlucea, fotografiado junto a su A4B, en ese avión caería el día 12-05-82 cuando atacaba naves inglesas en el Estrecho de San Carlos. También cayeron para siempre en ese ataque y formando parte de la misma escuadrilla, el 1° Ten. Bustos y los Tenientes Gavazzi y Nivoli, saliendo indemne sólo el Alf. Vazquez que caería luego el 08-06-82.




Teniente 1ro (PM) Roberto Estevez y un compañero
Nació en Misiones 24 Feb 57 Ingresó al CMN 27 Feb 75 y egresó como Subt I en el año 1978. Participó como Teniente, en el desembarco del 02 de Abril de 1982 con el RI 25, siendo desplegado con la Ca I “C” del Regimiento en la localidad de Darwin. Durante el ataque inglés se destacó por su bravura y don de mando, deteniendo a las tropas del 2do Batallón de Paracaidistas británico. En el transcurso del combate, pierde heroicamente la vida ayudando a un compañero herido, el 28 de mayo de 1982, dando a sus hombres y a la Infantería todo un ejemplo de valentía y temple en el cumplimiento de su deber. Recibe la condecoración Post Mortem “La Nación Argentina al Heroico valor en combate”.



Sargento Mario Cisneros (Q.E.P.D)
Al estallar el conflicto, donó el 50% de su sueldo al Fondo Patriótico y solicitó en reiteradas oportunidades ser trasladado al frente de lucha. En mayo logra finalmente su traslado. Cuando salió de La Pampa les escribió a sus camaradas “...no me entrego prisionero, ganamos o no vuelvo”. Muere heroicamente combatiendo contra fuerzas del SAS del Ejército Británico. En su diario escribió: “¡No sé rendirme, después de muerto hablaremos! Señor te pido que mi cuerpo sepa morir con la sonrisa en los labios, ¡como murieron tus mártires!...Quiero ser el soldado más valiente de mi Ejército, el argentino más amante de mi Patria. Perdóname este orgullo, Señor”.


Fragmentos del texto leído por el Coronel del Ejército Argentino, HORACIO LOSITO (condecorado por heridas y acción heróica durante la Guerra de Las Malvinas) ante el Tribunal que acaba de condenarle a cadena perpetua por haber participado en el combate entre el Ejército Argentino y terroristas marxistas, que la izquierda y el régimen Kirchner llaman "masacre de Margarita Belén". El combate, en el que resultaron muertos 22 terroristas de la organización Montoneros, se produjo en diciembre de 1976, cuando un convoy militar que trasladaba a un grupo de terroristas prisioneros fue atacado por sus camaradas con la intención de liberarlos.


Sra. Presidente:
Argentina vivió en las décadas del 60 y 70 una guerra no convencional, de tipo revolucionaria; con estrategias, tácticas y técnicas de empleo particulares, donde el objetivo político era la toma del poder a través del terrorismo subversivo. Negar esto es ignorancia, necedad, o conveniencia.

Esto fue ratificado 13 veces en la Causa 13/84, en los folletos y revistas de la época, en los diarios de sesiones del Congreso de los años 1974, 1975 y principios del 76, en libros actuales escritos por Montoneros, e inclusive por el doctor Bosh cuando, en este juicio, en la fase prelimi-nar, sentenció categóricamente: "si los juzgáramos con el Código de Justicia Militar, les correspondería la pena de muerte"; a sabiendas que esa pena máxima la preveía el CJM sólo para delitos en caso de guerra. Fuera de ella no se podía requerir ni ejecutar la pena de muerte.

¿Cómo se generó esta guerra?

Este fenómeno internacional se desarrolló en el marco de la Guerra Fría entre el Bloque Soviético y los Aliados al término de la II Guerra Mundial, a través de los movimientos de liberación nacional, (fenómeno) que afectó a Europa, Asia, África y toda Latinoamérica con base en Cuba, y chocó en nuestro país con una violencia inusitada:

Atacando cuarteles (ocho), destruyendo aeronaves militares y embarcaciones de guerra, copando ciudades como La Calera y Garín entre otras, colocando bombas como las que asesinaron a Paula Lambuschini de solo 15 años, o las que puso Verbitsky en el Estado Mayor General del Ejército, donde muere un circunstancial camionero; o en Coordinación Federal, donde mueren 32 policias y civiles, con más de cien heridos y mutilados. Secuestros y torturas como el del Coronel Larrabure que permaneció un año dentro de un ropero en un sótano antes de matarlo. O como los hermanos Bornn, cuyo millonario rescate de 60.000.000 u$s, es el más importante en la historia de la humanidad, la tercera parte del presupuesto nacional para defensa de aquellos años. Robos, asesinatos indiscriminados como los del Capitán Viola y su hija de sólo 3 años, o de los filósofos Genta y Sacheri porque no pensaban como ellos; hasta la intención de copar una Provincia entera como la de Tucumán, para independizarla y usarla como segunda base continental, para continuar con sus propósitos de expandir la guerra terrorista revolucionaria lanzada en América del Sur.

La Causa 13/84 contabilizó 21.642 atentados terroristas entre 1969 y 1979, siendo que Gorriarán Merlo, en su libro habla de 30.000 atentados, sólo del ERP.

Es el emblemático comentario del terrorista subversivo Jorge Masseti en su libro El furor y el delirio, donde dice:

"Hoy puedo afirmar que por suerte no obtuvimos la victoria, porque de haber sido así, teniendo en cuenta nuestra formación y el grado de dependencia de Cuba, hubiéramos ahogado el continente en una barbarie generalizada. Una de nuestras consignas era hacer de la Cordillera de los Andes la Sierra Maestra de América Latina, donde primero hubiéramos fusilado a los militares, después a los opositores, y luego a los compañeros que se opusieran a nuestro autoritarismo".

También podemos mencionar a Miguel Bonaso, que declaró en la revista Gente de 1998: "hicimos cosas monstruosas que tenemos que discutir".

En ese marco caótico y disolvente, un gobierno constitucional ordenó a su elemento natural, "sus FFAA, de FFSS, policiales y penitenciarias", aniquilar el accionar subversivo para librar a la Nación de su flagelo.

En cumplimiento de esa orden, las FFAA, ganaron la guerra tanto en el campo militar, como en el campo político, porque la Argentina, todavía hoy, 35 años después, no es Cuba, cual era el objetivo político del terrorismo subversivo.

Pero claro… como en toda guerra la primera víctima es la verdad, y Argentina no fue la excepción de la regla.

Hoy, 35 años más tarde, los soldados vencedores de esa guerra estamos siendo juzgados y condenados bajo un sistema persecutorio, inconstitucional y arbitrario. Estos procesos son el arte de aparentar lo justo, el arte de la pura formalidad del debido proceso, en los cuales se prescinde del fondo de la cuestión; ninguna defensa, ninguna garantía de derechos humanos, ninguna causa de justificación, ninguna duda, ninguna absolución vale para los imputados.

Extensas prisiones preventivas, por ejemplo, en nuestro caso, 7 años; la aplicación retroactiva de la ley penal, los rechazos "in limine" de las presentaciones de fondo, la deficiencia e insuficiencia de las pruebas para acusarnos, las nulidades de leyes de amnistía aprobadas por el Congreso y por él fulminadas, los fallos de cambios radicales e intempestivos, los querellantes de estas causas, la violación al principio de legalidad y prescripción de la acción penal, etc. son las pruebas fehacientes de la aplicación del derecho penal del enemigo.

En fin, para juzgarnos y condenarnos, han violado y siguen violando sistemáticamente la Constitución Nacional y los Tratados de igual jerarquía. Liberaron el poder del Estado para perseguirnos penalmente, al punto tal, que no tenemos ninguna posibilidad de defensa contra el Leviatán que han montado.

La pregunta es, ¿por qué sucede esto?

No hay una sóla respuesta, las causas son múltiples, pero el factor común de todas son odio, revancha, intereses políticos espurios, intereses particulares o de grupo y, fundamentalmente, intereses económicos.

Sólo basta pasar revista a las cabezas de la parte acusado-ra y querellante:

Esteban Righi: jefe de los fiscales federales, Legajo de la CONADEP como desaparecido Nº 04380. En el año 1973, como ministro del Interior del nefasto Presidente Cámpora, abrió las puertas de las cárceles a más de 1.500 terroristas procesados y condenados, que volvieron a las armas desatando una ola de violencia nunca vista en Latinoamérica, asesinando y persiguiendo entre otros, a los jueces federales que los habían juzgados en el marco del Debido Proceso;

Horacio Verbitsky (alias "perro"): hoy querellante; entonces, oficial operativo y de inteligencia de Montoneros, absuelto por la justicia federal por actos de terrorismo el 21 de marzo pasado, por haber prescripto la causa.

Eduardo Luís Duhalde (alias "Demián"): hoy secretario de la Secretaría de Derechos Humanos de la Nación; entonces, oficial del ERP, la organización más sangrienta de esa época. Fundador del Movimiento Todos por la Patria (MTP) que atacó el cuartel de la Tablada en 1989, en plena época democrática.

No queriéndome extenderme en el plano Nacional nombrando ministros, secretarios, embajadores, legisladores, etc., activos militantes de esas organizacio-nes, en homenaje del tiempo disponible.

Por lo tanto, no sólo estamos siendo juzgados al margen del proceso constitucional, sino que los que capitanean este oscuro emprendimiento, son ni más ni menos que las cabezas visibles del enemigo, al cual combatimos por orden del Gobierno de María Estela Martinez de Perón, avalado por los políticos de turno como Luder, Ruckauf, Cafiero y otros.

Es fácil concluir por lo dicho, que han corrompido principalmente las Instituciones de la República hasta su médula, mediante un terrorismo sin armas basado en el soborno, la coacción, la mentira, el engaño; comprome-tiendo la estabilidad en el puesto, de los funcionarios que no les son funcionales; pero, por supuesto, con la anuencia -por falta de convicción, ética, principios y valores- de los que accedieron y acceden en forma complaciente a tal presión.

En fin, los militares estamos siendo condenados por una decisión política espuria, para fines e intereses políticos partidarios. Por lo tanto, nos definimos como Presos Políticos, con todas las consecuencias que ese estatus conlleva.

Para terminar con esta parte, quería decir que, si prestamos atención a la historia universal, podremos observar que las cosas que salen de sus cauces naturales, vuelven a retomarlos en el tiempo. Por lo tanto, tengo la convicción de que toda esta puesta en escena está llegando a su fin, ya que no es aceptada por gran parte de la Sociedad, de la Dirigencia Política y, fundamentalmen-te, por el Ejército Argentino y el resto de las Fuerzas.

Señores jueces:
¿Qué exijo de ustedes?
Que sean valientes, autónomos, independientes.
Que sepan vencer los humanos y comprensibles temores.
Que demuestren con hechos, que hay independencia en la justicia,
Que demuestren que la República aún no está perdida.
Que demuestren en definitiva a nuestro pueblo, APLICANDO LA LEY SIN INGREDIENTES EXTERNOS, que todavía hay gente proba que respeta las instituciones y ama a su país.
Estoy convencido que ustedes saben que no están delante de delincuentes. Están frente a soldados del Ejército Argentino que solo supieron dar entrega a su Patria sin pedir nada a cambio.

Dra. Yunes, Dr. Belforte, Dr. Gonzáles, Dr. Alurralde, Señores defensores, fiscales, querellantes, secretarios, fuerzas de seguridad, policiales y penitenciarias, público que están aquí presentes y para todos aquellos que en el futuro vean esta grabación:
He pasado 43 años de mi vida en el Ejército, he participa-do en tres guerras, y he sido observador militar de otras en distintos lugares del mundo.
Nadie más que los que conocemos la brutalidad de la guerra, que es un hecho antinatural, cruel, sangriento y despiadado, queremos evitarla.
No obstante, a los hombres de armas les digo:
El virus de la guerra es intrínseco en el hombre; por lo tanto hago un llamado a mis camaradas de armas para que sean fieles al juramento que hicieron ante Dios y la Patria de dar la vida para defenderla; que no hagan caso del mensaje maquiavélico que con nuestros juicios se les están señalando: "Si cumplen órdenes en la guerra, serán juzgados y condenados, cuando a algún gobierno de turno, violando la Constitución Nacional, le convenga…"
Por ello, les pido estén siempre alertas para salvaguardar los grandes intereses nacionales.
Recordemos también, los más antiguos, que todos los que hemos sido nombrados para ejercer el mando, hemos jurado también defender la Constitución Nacional hasta perder la vida, y eso trasciende a cualquier Gobierno
Han tratado de dividirnos entre el "viejo" y "nuevo" Ejército, pero no lo han logrado, por desconocer la naturaleza que nos tipifica y distingue.
Cuando recibimos nuestras insignias en los diferentes Institutos de formación, recibimos con ellas, el peso de la historia del Ejército, sus victorias y sus derrotas sus aciertos y desaciertos, ¡Y NOS HACEMOS CARGO DE ELLO EN UNA CONTINUIDAD HISTORICA INDIVISIBLE!
Nuestra Patria nació con el Ejército, y la acompañó y contribuyó activamente en su historia de grandeza. HOY NO PUEDE SER DE OTRA MANERA.
A la sociedad toda, quiero decirle: No permitamos que se siga alimentando el odio y el desencuentro. Si al estado extremo de inseguridad que vivimos hoy en nuestro país, le agregamos el fomento del odio, crispaciones y divisiones que este régimen incentiva entre los argentinos, poniendo la historia y la educación al servicio de la ideología, estaremos más cerca de volver a la pesadilla del pasado, en vez de lograr la pacificación y concordia para un desarrollo en seguridad física y jurídica.
Especialmente, esta reflexión va para los más jóvenes, ya que 28 años de propaganda oficial distorsionando la verdad de las décadas del 60 y 70, provocó que dos generaciones enteras crecieran en el engaño y especialmente en la confusión, germen de los desencuentros y enfrentamientos. Pero claro, sin dejar de lado a los no tan jóvenes, que han olvidado lo vivido o vendieron su memoria al oportunismo.
Está en nuestras manos próximamente, elegir seguir mirando sesgadamente el pasado o apostar al futuro con la dignidad que las circunstancias requieren. Juntos cerremos las heridas. No transmitamos a las nuevas generaciones la angustia del pasado para que puedan crecer en paz y armonía.
No quiero concluir sin agradecer a mi familia, que me acompañó sin claudicaciones a lo largo de mi agitada vida de servicio, y especialmente en estos últimos 7 años como prisionero político, siendo el pilar fundamental de mi sostenimiento espiritual.
A mis amigos que nunca me abandonaron.
A los miles de ciudadanos argentinos y extranjeros de todas las edades, conocidos y desconocidos, que me hacen llegar su apoyo y aliento en la convicción de una pronta y justa solución.
A los miles de hombres y mujeres que han servido bajo mi mando en el Ejército, en la paz y en la guerra, y a los que no lo han hecho, que por diferentes modos me hacen saber de su presencia y disposición.
A mis defensores oficiales, que les tocó en suerte llevar adelante una defensa compleja en notoria desventaja. No obstante lo hicieron con valentía y profesionalidad.
Por último al pueblo de esta querida Patria:
Que jamás nos volvamos a enfrentar en forma sangrienta entre argentinos, porque si la guerra en sí ya es irracional, eso se potencia más cuando un argentino combate contra otro argentino.
Ruego a Dios por las almas de las vidas truncadas en esas décadas y para que lleve a sus familiares paz y consuelo.
Que la justicia sea el camino de la verdad y el encuentro, para que la confusión de paso a la lucidez.
Chaco, República Argentina
                                             15 de mayo de 2011


                                                                                      Ref: termidorianos.blogspot.com


CARLOS BUSSER DE 81 AÑOS


Carlos Busser, a la derecha de la imagen




Carlos Büsser continúa preso en Bahía Blanca        
Fuerte indignación en la comunidad malvinera. Inacción en los oficiales de la Armada. El Foreing Office quería un héroe preso para desvirtuar la atención ante el nuevo saqueo de territorio en el Atlántico Sur que comenzará a gestarse el martes próximo con la entrada en vigor del Tratado de Lisboa.

Incomunicado, esposado y humillado, el Comandante de la Operación Virgen del Rosario, que recuperó heroicamente las Islas Malvinas el 2 de abril de 1982, continúa preso a la espera de que se le otorgue la excarcelación.
Por la tarde de hoy, su hijo junto con un abogado defensor, se hicieron presentes en Bahía Blanca para conocer los motivos por el cual, Carlos Busser se encuentra detenido.
Los Altos Mandos de la Armada, junto con sus oficiales, observan con inacción la detención de un referente de la Fuerza, quien les ha dado ejemplo de como debe comportarse un verdadero marino, que tuvo la valentía de afrontar los sucesos de 1982, cuando muchos hombres que hoy lucen su blanco uniforme, se escondía de bajo de un escritorio.
Fuerte indignación
La opinión de los lectores, y de la comunidad malvinera en general, expresó su gran malestar por la detención de un referente de la gesta de Malvinas. Sin dudas, la detención de Busser no se trata por su pasado en los 70, que es perfectamente limpio, por ser él, un hombre de bien, que no esconde ni teme a nada. Su detención va más allá. Es la política de destrucción nacional, la que extermina los valores de la argentinidad, se burla de sus héroes, de la última muestra de PATRIA, que fue Malvinas en 1982. El gobierno es funcional a los intereses británicos, y por eso hoy, gente como Busser, está tras las rejas en vez de recibir una medalla dorada.
En la comunidad "Facebook" se habilitó un grupo donde los usuarios piden por la libertad inmediata del Contraalmirante retirado.
Algunos mensajes:
Es un chiste de mal gusto, cierto??? Aparte de ser un gran hombre, un h ... Ver más...éroe de guerra y gran patriota, desde hace un tiempo no está pasando por su mejor estado de salud. Incluso tuvimos que cancelar una presentación que iba a hacer él en el Instituto Nacional Sanmartiniano sobre los detalles de la Operación Virgen del Rosario.
Es increíble el grado de ridiculez que están alcanzando determinadas situaciones. Y lo más lamentable es que no se dispongan de herramientas para poder enfrentar a estos miserables!
La verdad da mucha bronca la injusticia que hay en Nuestra Patria. No puede ser que se detenga a héroes y patriotas como en este caso el Contraalmirante Büsser, o como se lo detuvo a Losito, mientras que miles de delincuentes y asesinos siguen libres sin que a nadie le importe, incluyendo todos los montos que hay enquistados en el poder. Es lamentable y hora de hacer algo.
COBARDES!!!!! solo unos cobardes como estos gobernantes y jueces frágiles son capaces de esta burrada
despues siguen los excombatientes, por reclamar lo suyo, esto se volvio una casa de brujas,mejor dicho una casa de heroes.
ESTOS BANDIDOS NO QUIEREN DEJAR NADA EN PIE!!!!, YO ESTOY LISTO PARA LO QUE MANDEN, AUNQUE SEA CON REBENQUE Y MACHETE22, QUE SOBRA EN CORRIENTES. EL CONTRALMIRANTE BUSSER ES UNA DE LAS FIGURAS MAS PURAS DE MALVINAS. NO PODEMOS DEJAR DESTRUIRLO!!!, Y SI SUS SUBORDINADOS JOVENES NO TIENEN COJONES, COMO EN MUCHAS OTRAS OP ...ORTUNIDADES EN LA PATRIA LOS CIVILES SALDREMOS A LA CALLE. A LOS KIRCHNER SE LOS ENFRENTA SIN MIEDO Y TODO PATOTERO BARATO RETROCEDE, POR QUE ELLOS Y TODA SU GAVILLA FUERON Y SON COBARDES!!!!!!!. VIVA LA PATRIA!!!!!


Fte. Elmalvinense.com.ar



Primer Teniente José Daniel Vázquez, muerto heroicamente en el ataque al Portaviones HMS Invencible el 30 de mayo de 1982, al partir en su último vuelo.
“No te preocupes si te toca vivir... lo importante es que esta guerra es justa y que detrás de una decisión está todo el país”.
Carta del Teniente José D. Vázquez, antes de partir en la difícil misión que le costaría la vida.





  

No hay comentarios:

Publicar un comentario

NOTAS RELACIONADAS

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...