martes, 1 de julio de 2014

¿POR QUÉ ALEMANIA RENUNCIÓ A LA REPATRIACIÓN DEL ORO ALMACENADO EN ESTADOS UNIDOS?

                    
En forma tan sorpresiva como sospechosa, el gobierno de Alemania decidió renunciar a la repatriación de sus reservas de oro que mantiene en la fortaleza de Fort Knox, Estados Unidos. Alemania había solicitado en reiteradas ocasiones la devolución del oro, pero, como señalamos aqui, Estados Unidos ha procedido con gran lentitud en el cumplimiento del trámite solicitado por Alemania. Sin embargo, cuando se trató de sacar el oro de Ucrania, Estados Unidos operó con gran rapidez y en menos de dos horas Ucrania se despidió para siempre de más de 40 toneladas de oro. Hasta el momento, el gobierno de Porochenko no ha pedido ninguna explicación a la administración anterior sobre este tema crucial. 


El retiro de la petición de Alemania de repatriar los más de 140.000 millones de dólares en oro ha despertado suspicacias y el ex subsecretario del Tesoro de Estados Unidos en el período de Ronald Reagan, Paul Craig Roberts, ha señalado sin tapujos que
 Estados Unidos no tiene ni un lingote de oro. Para Craig Roberts, esto significa que "Estados Unidos no tiene el oro y no puede devolver nada. Por eso que ha obligado a Alemania que deje de pedirlo ya que no hay nada que se le puede entregar.


Desde el fin de la segunda guerra mundial, y cuando existían dos Alemanias, la mayor parte del oro alemán se guardó en Fort Knox, Estados Unidos, con el objetivo de mantenerlo alejado de la URSS. Eran los años candentes de la guerra fría y Estados Unidos no quería que la Alemania oriental saqueara a la Alemania occidental. Por eso el oro cruzó rapidamete el Atlántico y unos porcentajes muy pequeños se guardaron en Londres, Paris y Frankfurt. Tras la unificación de Alemania, en 1990, y la caída del bloque soviético, el tema se pasó por alto y a nadie le importó que el oro siguiera guardado en Estados Unidos. Cuando Alemania, tras la crisis del euro, solicitó la repatriación del oro, Estados Unidos hizo oídos sordos y se movió con gran lentitud. De acuerdo al Consejo Mundial del Oro (Gold World Council), Alemania posee las segundas mayores reservas de oro del mundo (después de Estados Unidos), que eran de 3.386,4 toneladas al 31 de Marzo de este año.
Pese a que Alemania emitió un comunicado asegurando que sus reservas están seguras en Estados Unidos, las sospechas de manipulación por parte de Estados Unidos al gobierno títere de Angela Merkel han generado gran desconfianza. Como señala Craig Roberts, "Nadie recuperará su oro. En el mercado del oro existe la sospecha de que la Reserva Federal agotó todo el oro de Estados Unidos tratando de bajar el precio, y cuando se les terminó el oro propio continuaron vendiendo el oro de Alemania... Las reservas de oro se agotaron hace mucho tiempo, cuando el oro casi alcanzó los 2.000 dólares la onza (año 2011). Yo estimo que el suministro de lingotes de oro de Estados Unidos es casi inexistente".

A los alemanes se les prohibió auditar las reservas de oro almacenadas en Estados Unidos y ésta es una prueba que confirma las sospechas y la falta de transparencia de la Reserva Federal. Además, es el BundesBank (el Banco Central de Alemania) el encargado de informar sobre el oro y no el gobierno. Hasta el momento el BundesBank no ha apoyado la decisión del gobierno de Merkel. Si en algún momento se descubre que las sospechas de Paul Craig Roberts son ciertas, significará que todo el mundo fue engañado por la Reserva Federal y el Gold World Council, durante décadas, con estadísticas falsas y datos fraudulentos.


No hay comentarios:

Publicar un comentario

NOTAS RELACIONADAS

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...